Revista Parabrisas

G Plus

Twitter

Facebook

Instagram

Salones

16/04/2017

Mirá el extraño paragolpes del Bugatti Chiron para Estados Unidos

Son agregados de goma que responden a una antigua legislación. La idea es que protejan a la carrocería ante eventuales toques a baja velocidad.
Bugatti Chiron una de las estrellas del Salón de Nueva York.

Bugatti Chiron es uno de los máximos atractivos del Salón de Nueva York, no solo porque es uno de los deportivos más sorprendentes de la actualidad, sino por su extraño paragolpes trasero.

Efectivamente, las unidades expuestas en la muestra tienen un particular paragolpes trasero con dos prolongaciones cuya apariencia las emparenta con los estribos que emplean pick-up y SUV. Es un agregado de caucho de una sola pieza que incluye el soporte de la placa patente y se extiende uno 10 a 15 cm del paragolpes original.

Responde a una de las peculiaridad del mercado americano de la década de 1970, cuando se exigía un paragolpes pronunciado capaz de soportar impactos a velocidades de hasta 8 km/h sin dañar la carrocería.

Esta norma entró en vigencia desde 1973 más por la presión de las aseguradoras -que querían reducir sus gastos de reparaciones de carrocería y faros- que por alguna preocupación real de seguridad.

Hay quienes aseguran que esta fue una de las razones por las que el diseño de automóviles estadounidense perdió la armonía de los años 50 y 60. Incluso afectó a modelos europeos, tales como, por ejemplo, el Lamborghini Countach.

La medida perdió vigencia en 1982, y aunque actualmente no existe tal obligación, aparentemente los responsables de Bugatti en Estados Unidos apelaron a esa vieja solución por requisito de las compañías de seguros para evitar cualquier daño en maniobras a baja velocidad hasta que se entrega al cliente final.

Una vez adquirido, luego de abonar los 2,7 millones de dólares que el Bugatti Chiron vale en Estados Unidos, el comprador podrá quitarle los curiosos protectores.

Archivado en: , , , ,

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *