Revista Parabrisas

G Plus

Twitter

Facebook

Instagram

Noticias

09/08/2018

5 tips para cuidar el filtro de partículas Diesel

Desde enero de 2018, todos los motores Diesel que se comercializan en vehículos livianos en nuestro país deben respetar las normas Euro 5; por consiguiente, cuentan con filtro de partículas. Consejos para cuidar este componente de alto valor de reposición.

Cualquier persona que se mantenga medianamente informada en lo que hace a temas de la industria automotriz, habrá leído o escuchado hablar acerca del filtro de partículas también conocido por sus siglas como DPF o FAP. 

Este sistema que neutraliza ciertos gases nocivos, tomó un nivel de difusión particularmente importante luego de los múltiples reclamos que realizaron muchos usuarios de Fiat Toro, ya que  se tapaba y provocaba inconvenientes en la mecánica. 

Para evitar esos problemas y aprovechar al máximo la vida útil de esta pieza vital en los modernos motores gasoleros, compartimos unos tips  

 Salir a la ruta cada tanto 

Para que el filtro funcione de manera adecuada es necesario que tome una temperatura bastante alta (650 grados aproximadamente) y esto no se logra simplemente con salir a dar una vuelta a la manzana. Lo ideal es hacer unos cuantos kilometros a velocidades de autopista. Allí el filtro tomará la temperatura deseada y podrá realizar la tan nombrada regeneración, que en términos simples no es más que una limpieza. 

Mira también: Peugeot 301 suma una versión turbodiesel

 Respetar los ciclos de regeneración 

La regeneración del filtro de partículas, idealmente se hace en la ruta, pero si el sistema electrónico del motor detecta que el DPF efectivamente se está obstruyendo entrará en funcionamiento. Su accionar será indicado en el tablero del auto, mientras este se encuentre detenido y en ralentí. En esas condiciones, por lo general, el sistema procede a acelerar ligeramente el motor. Es fundamental no apagar la unidad si se detecta que la regeneración se está realizando, de lo contrario, se cortará el ciclo y se terminará obstruyendo el filtro. 

 Usar gasoil grado 3 (Premium) 

Es muy importante seguir este consejo ya que, de cargar gasoil de baja calidad, no sólo se tapará el sistema DPF, sino que también obstruirá los inyectores, pieza clave en un motor gasolero moderno. Ninguna de estas dos posibles reparaciones es barata. Un filtro FAP puede costar, en promedio, unos 25.000 pesos. 

Mira también: Alemania prohíbe los motores Diesel

 Realizar los servicios de mantenimiento en tiempo y forma 

En los servicios de mantenimiento muchas veces se reponen líquidos a los que no les prestamos mucha atención. Es el caso de la Cerina, aditivo que incorpora PSA a sus vehículos Diesel, en las visitas al taller. Este aditivo químico que se mezcla en proporciones exactas con el gasoil, permite que el FAP comience a funcionar de manera adecuada a temperaturas más bajas y por consecuencia de manera más rápida. 

Mira también: ¿Qué es la Cerina?

Conservar el auto como viene de fabrica 

Aquí, concretamente, estamos hablando de no caer en la tentación de potenciar el vehículo. Esto no será bueno ni para el filtro, ni para la vida útil del motor. Se ve con frecuencia en motores con turbo, que pueden ofrecer un margen de mejora muy alto en lo que hace a rendimiento. 

Archivado en: , , , , , ,

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *