jueves 21 de marzo de 2019
NOTICIAS | 27-02-2019 08:42

Un Ferrari California, partido a la mitad

Un Ferrari California se destrozó en un accidente en Sudáfrica. Increíblemente, el conductor y el pasajero no tienen lesiones graves.

Lo ocurrido en Johannesburgo, Sudáfrica, puede ser catalogado como un milagro. Un Ferrari California quedó prácticamente recortado por la mitad tras un accidente con un poste de luz, pero los dos ocupantes del auto quedaron sin heridas de gravedad. De hecho, el conductor salió sin lesión alguna.

El accidente sucedió el pasado fin de semana en Sandton, un lujoso barrio de Johannesburgo que es apodado como “la milla cuadrada más rica de África”. Según lo reportado por el medio sudafricano IOL, el conductor del Ferrari perdió el control del súperdeportivo bajo la lluvia y chocó con un poste de luz de acero a una gran velocidad, lo que provocó el daño en el automóvil.

Al ver las imágenes y como quedó destrozado el auto italiano, es increíble que sus ocupantes la hayan sacado tan barata. La mujer pasajera, que iba del lado izquierdo por cómo se conduce en Sudáfrica, fue llevada al hospital con lesiones leves y lógicamente se llevó un mayor golpe ya que con esa puerta fue que el Ferrari impactó al poste.

En las imágenes se puede observar que un neumático, la suspensión y los frenos del Ferrari California se cortaron del resto del auto, como también el capó y el paragolpe. El motor V8 de este auto fue lo único de la parte delantera del vehículo que quedó en su lugar.

Este automóvil de la firma de Maranello fue dejado de producir en 2017 y el año pasado lo reemplazó el Ferrari Portofino en su lugar de V8 convertible de Ferrari.

Galería de imágenes

Comentarios