domingo 17 de noviembre de 2019
NOVEDADES | 23-04-2019 18:45

¿Mejoró el sistema para la Verificación Policial del Automotor?

Tras el paso del control del trámite por parte de la policía bonaerense a la Provincia de Buenos Aires, te mostramos los cambios que sufrieron las revisiones.

Durante varias décadas, la administración de las plantas verificadoras de automóviles bonaerenses, estuvo bajo control de la policía de la Provincia de Buenos Aires, pero tras ciertas irregularidades a causa de sospechas de corrupción, en julio de 2017, el gobierno provincial determinó quitarle la supervisión del trámite a oficiales que pertenecían a la dirección de Registro de Verificación de Autopartes, para que quede al mando de personal civil.

Luego de un poco más de un año y medio del traspaso, se implementaron algunas modificaciones, especialmente en la modalidad de tramitar la revisión, ya que se trataron de agilizar los pedidos, mediante el uso de nuevos sistemas online.

Cabe recordar que la Verificación Policial del Automotor se realiza para la compra o venta de un cero kilómetro o usado, y sirve para constatar que el número de motor, chasis, y tipo de vehículo, correspondan con lo detallado según la documentación del rodado en cuestión. Para eso, aquella persona que necesite realizar el trámite, lo podrá hacer en la planta verificadora de su jurisdicción, que suman un total de 109 sitios, entre el interior de la Provincia y Gran Buenos Aires.

A su vez, antes de comenzar la revisión, la persona deberá contar con el grabado de autopartes mencionado en la Ley 14.497 (no tiene en cuenta ni a motos, ni a maquinarias agrícolas) y grabado de dominio en los cristales (según digesto D.N.R.P.A. Capítulo 9 Sección 3). La verificación tendrá validez por 150 días hábiles administrativos.

Los pasos a seguir para obtener la VPA   

1)      Para comenzar el trámite, el usuario deberá ingresar a www.vpa.mseg.gba.gov.ar, completar los datos del vehículo y personales, y seleccionar la jurisdicción donde se llevará a cabo la acción.

2)      Se efectuará el abono del trámite mediante modalidad online, o a través de la impresión de un cupón de pago para retribuir en los centros de Rapipago o Pago Fácil.

3)      Solicitar el turno para la Verificación Policial del Automotor en la jurisdicción correspondiente.

4)      Presentar el comprobante de pago en la planta verificadora y completar el Formulario 12 que el usuario recibirá vía email, para confirmar que los datos fueron ingresados al sistema de la Dirección Nacional de los Registros Nacionales de la Propiedad del Automotor y de Créditos Prendarios (D.N.R.P.A).

De esta manera, el Registro Provincial de Verificación (RPVA), a través de diferentes cámaras de control de datos, inspeccionarán el vehículo correspondiente para llevar a cabo la verificación.

Requisitos  

Además de poseer los grabados pertinentes (autopartes y dominio en los cristales), la persona que concurra al centro de verificación necesitará:

1)      DNI y cédula verde, en caso de ser el titular del vehículo.

2)      DNI, cédula verde y cédula azul, en caso de estar autorizado a conducir el vehículo.

3)      DNI, cédula verde y cédula azul, en caso de ser una persona jurídica.

4)      Presentación del comprobante de pago, en caso de abonar en Pago Fácil o Rapipago.

Costos

Los valores para todos los rodados poseen en el precio final del trámite, el Formulario 12 que se puede conseguir de manera digital. El costo total del vehículo es de 1.202 pesos, y el de motos es de 514 pesos.

¿Cómo funciona en Capital Federal?

El sistema es similar al de la Provincia de Buenos Aires, de la misma manera que los requisitos pedidos y los costos, con la diferencia de que cada una de las dos jurisdicciones tiene sus propias leyes. Por ejemplo, el grabado de autopartes correspondiente a la Ley 14.497 en zona bonaerense, es equivalente a la 3.708 de la localidad porteña. A su vez, por una cuestión de tamaño de ambos territorios, Capital Federal posee cinco plantas verificadoras a diferencia de los 109 sitios, distribuidos en los municipios de la Provincia.   

¿Hubo mejoras?

La principal diferencia a la hora de realizar el trámite, se sintió principalmente en la digitalización del sistema. De esta manera, para gestionar la verificación se suprimieron ciertos formularios en formato papel (por ejemplo el número 12). Además, se modificó la forma de recibir los comprobantes de pago, y se cambió la manera de solicitar los turnos para asistir a las plantas verificadoras, ya que a través de los sitios web de cada jurisdicción provincial, se pudieron agilizar los tiempos para pedir la revisión, a diferencia de años anteriores, cuando realizar el pedido era más burocrático.   

Galería de imágenes

Comentarios

Música

Bambi: "Vuelve a casa"

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario