jueves 28 de septiembre de 2023
MERCADO | 27-04-2018 15:19

Lifan, un gigante que crece

La marca del gran grupo asiático, que tiene aquí una fuerte presencia en SUV a través del MyWay, el X60 y el X50, prepara el terreno para los X70 y M7.

Lifan es una de las terminales más importantes y uno de los grandes protagonistas de la industria china. La compañía fundada por Yin Mingshan en la década de 1990, ha logrado una expansión internacional destacada, al punto de que hoy es la marca de origen chino número uno en países tan diversos como Rusia, Etiopía y Brasil.

Lee también: Test Lifan MyWay

Pero los planes de Lifan apuntan a ocupar ese lugar en otros mercados, entre los cuales aparece el argentino, país al que llegó en 2016 y en el cual ya dispone de casi treinta concesionarios integrales entre Capital Federal y el interior del país. Uno para muchos Para luchar por el número uno en la Argentina, ha diseñado una estrategia que contempla la llegada de varios modelos.

En materia de Sport Utilities, Lifan lanzó recientemente el MyWay, un SUV de siete asientos, motor naftero 1.8 de 132 CV y tracción trasera. En el interior, se destacan las siete plazas tapizadas en eco cuero bi-color negro y rojo ocre, el volante multifunción, el sistema multimedia con MP4, Bluetooth, hardware para GPS, y el aire acondicionado con salidas en las tres filas de asientos. En términos de seguridad, dispone de frenos a discos ventilados en las cuatro ruedas, doble airbag (conductor y acompañante), y anclajes Isofix, entre otras cosas.

Avanzada X

Por su parte, el conocido X60 -lanzado aquí en 2015-, acaba de recibir algunas modificaciones en lo que hace al aspecto externo, y mejoras por el lado de sus características internas. Sigue siendo impulsado por el motor naftero de cuatro cilindros en línea 1.8 con admisión variable, que eroga 132 CV a 6.000 rpm, con un torque de 16,8 kgm a 4.200 rpm. Éste se asocia a una transmisión manual de cinco velocidades.

Lee también: Test comparativo Lifan X60 vs Chery Tiggo 3

Su hermano menor, el X50, también es protagonista dentro de su segmento, gracias a gracias a su diseño y un gran nivel de equipamiento y una eficaz motorización 1.5 litros, con 4 cilindros en línea, VVT-I de 102 CV. Para agrandar la familia Por otro lado, la casa china planea traer el X70 para mediados de año. Se trata de un SUV que, en principio, contará con un motor naftero 2.0 de 140 CV, asociado a dos cajas de cambios, una CVT de seis marchas y otra manual de 5. Con diseño moderno, interior amplio, discos en las cuatro ruedas y suspensión independiente en ambos ejes, representará una buena opción para quienes buscan un producto versátil a un precio razonable.

La marca oriental también planea traer el M7, un SUV grande tipo van, que en China se produce con tres motorizaciones, todas nafteras: 1.4 turbo, 1.8 y 2.0.

También te puede interesar

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios

Más en