domingo 17 de noviembre de 2019
NOVEDADES | 05-09-2019 15:59

La gran fiesta de Ferrari en Milán

La escuadra del Cavallino Rampante celebró su 90° aniversario en la Piazza Duomo ante una multitud de tifosi. El evento también contó con la presencia de pilotos y autos de distintas épocas.

Ferrari vivió una fiesta increíble en una Piazza Duomo llena de fans de la marca, en el marco del evento "90 Años de Emociones", organizado por ACI (Automobile Club d’Italia) para celebrar la 90ª edición del Gran Premio de Italia y el 90° aniversario de la legendaria Scuderia del Cavallino Rampante.

Invitados especiales y automóviles de todas las épocas se hicieron presentes. Allí se encontraban desde las estrellas del pasado hasta los actuales pilotos Sebastian Vettel y Charles Leclerc, ganador de su primer GP el domingo pasado en Spa-Francorchamps. El futuro también se dio cita con la participación de los jóvenes conductores de la Ferrari Driver Academy como Mick Schumacher.

Por el escenario montado en la plaza pasaron varias figuras del ayer: Mario Andretti, Alain Prost, Jean Alesi, Gerhard Berger, René Arnoux, Eddie Irvine, Luca Badoer, Ivan Capelli, Giancarlo Fisichella, Kimi Räikkönen, Arturo Merzario, Antonio Giovinazzi y Felipe Massa. Además estuvieron los líderes de la escudería del pasado, como Luca di Montezemolo, Cesare Fiorio, Jean Todt, Stefano Domenicali y Maurizio Arrivabene, así como el vicepresidente, Piero Ferrari, el CEO, Louis Camilleri junto con la gerencia actual y también un grupo de antiguos mecánicos, algunos de ellos contratados por Enzo Ferrari.

En el palco se exhibieron algunos autos emblemáticos de la Casa de Maranello, como la 312 F1 del 1967, manejada por Chris Amon, la 312 B3/74 de Clay Regazzoni, la 126 CK de Gilles Villeneuve, el prototipo IndyCar de 1986 y la F2002. Tampoco podía faltar la SF90 de 2019, recientemente vencedora en el GP de Bélgica.

Entre las históricas joyas mecánicas que desfilaron ante los tifosi se encontraban el Alfa Romeo 6C conducido en 1932 por Tazio Nuvolari, en el que llegó Leclerc como pasajero, la Ferrari 750 Monza de 1955 con Vettel a bordo y la 312 T con la que el recordado Niki Lauda ganó el campeonato mundial de 1975. Además de los autos de carrera, había cuatro espectaculares deportivos de calle: las Monza SP1 y SP2, F8 Tributo y 488 Pista Spider.

Comentarios

Música

Bambi: "Vuelve a casa"

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario