martes 11 de agosto de 2020
NOVEDADES | 15-07-2020 07:55

Cómo es la versión estilo cupé del SUV eléctrico compacto de Audi

Conocé al Q4 Sportback e-tron concept, la nueva variante del sport utility de cero emisiones develado en el Salón de Ginebra 2019. El modelo de producción en serie se lanzará en 2021.

En los últimos tiempos fueron ganando espacio los SUV con carrocería con forma de cupé. Lo nuevo de Audi que sigue esta tendencia es el Q4 Sportback e-tron concept, la variante del primer sport utility eléctrico compacto de la marca alemana.

El prototipo de la versión de producción en serie, que comenzará a fabricarse en 2021, mide 4,60 metros de longitud y 1,60 m de alto, es decir un centímetro más largo y bajo que su hermano develado en el Salón del Automóvil de Ginebra de 2019. Las dos variantes coinciden en cuanto al ancho (1,90 m) y a la distancia entre ejes (2,77 m).

Basadas sobre la nueva plataforma modular de electrificación MEB, ambas versiones utilizan el mismo sistema de propulsión, cuyos dos motores eléctricos generan una potencia total de sistema de 225 kW (306 CV). El de la parte trasera entrega 150 kW (204 CV) de potencia y 31,6 kgm, mientras que el delantero suministra a las ruedas hasta 75 kW (102 CV) y 15,3 kgm. La batería ubicada en el piso del vehículo almacena 82 kWh, lo que permite una autonomía de más de 450 kilómetros, de acuerdo en el estándar WLTP. Al cargarse con un máximo de 125 kW, en algo más de 30 minutos alcanza el 80 por ciento de la capacidad total.

Para lograr una eficiencia máxima, en la mayoría de los casos el Q4 Sportback e-tron concept utiliza principalmente la propulsión trasera, con un motor síncrono de imanes permanentes. También por razones de ahorro, el eje trasero generalmente ejerce un mayor par de impulso.

Cabe agregar que, tanto el Q4 e-tron como el Q4 e-tron Sportback concept, aceleran de 0 a 100 km/h en 6,3 segundos. La velocidad máxima está limitada a 180 km/h.

En lo que respecta al diseño exterior, el Sportback se distingue por una silueta que, en la parte posterior, se inclina hacia abajo en una curva sutil y dinámica. A su vez, el alerón sobre el borde inferior de la luneta le imprime deportividad y dinamismo. La llamativa banda luminosa que conecta los faros traseros es una muestra de que ambos modelos pertenecen a la misma familia e-tron.

Esto ocurre también con los grupos ópticos donde la disposición de los segmentos led presenta reminiscencias. El atractivo diseño del difusor en el paragolpes, con sus aletas horizontales y el logotipo iluminado “e-tron” en el centro, es otro elemento que comparten las dos versiones Q4.

En el habitáculo se destaca la pantalla del Audi virtual cockpit con la información más importante: la velocidad, el nivel de carga de la batería y los datos de la navegación. La pantalla de gran formato con una función de realidad aumentada supone una gran novedad. Puede mostrar directamente sobre el camino información gráfica relevante, como las flechas para indicar el giro.

Los mandos de control diseñados como elementos táctiles en los radios del volante sirven para seleccionar las funciones de uso más frecuente. En la parte superior de la consola central se ubica la pantalla táctil de 12,3 pulgadas, en la que se muestran y desde la que se controlan las funciones de infoentretenimiento. Está orientada hacia el conductor para facilitar su manejo. Debajo, se encuentra una línea de botones para manejar el aire acondicionado.

Dado que la consola entre los asientos no necesita contener elementos funcionales, como una palanca de cambio o el freno de estacionamiento, está diseñada como un amplio compartimento que incluye un espacio para cargar el teléfono celular.

Galería de imágenes

Comentarios

Más en