lunes 21 de septiembre de 2020
NOVEDADES | 15-09-2020 11:10

¿El nuevo Volkswagen Gol y la Tarok corren peligro de cancelación?

La firma alemana continúa observando sus finanzas afectadas por la pandemia y la cuarentena. Por eso, los futuros proyectos todavía no están completamente asegurados para ser producidos.

La pandemia del coronavirus y la cuarentena cambiaron el panorama tanto para este año como para los siguientes. En el caso de algunas automotrices, el dinero destinado para futuros proyectos tuvo que ser utilizado para paliar los daños ocasionados por el covid-19. A esto se sumó la disminución en la producción o la caída en las ventas.

Una de estas compañías parecería haber sido Volkswagen, que se encuentra siguiendo de cerca la situación, ya que las inversiones futuras podrían verse afectadas para la producción de nuevos modelos. Al menos por ahora, se sabe que hasta el lanzamiento del Tarek nacional, no habrá modificaciones en el cronograma de la empresa.

Según reveló Mobiauto, los proyectos que se encuentran afectados son la nueva generación de Gol y Tarok, la pick-up compacta que derivará del SUV argentino. Ambos, sólo se descongelarán si la empresa tiene éxito en su plan de reestructuración. 

Volkswagen Gol

Volkswagen estaría negociando un duro acuerdo para reestructurar su fuerza laboral en Brasil con los sindicatos de los trabajadores metalúrgicos de São Bernardo do Campo, São Carlos, São José dos Pinhais y Taubaté, ya que son las cuatro ciudades donde la marca tiene fábricas en el país vecino.

Los trabajadores de los respectivos complejos seguirán votando los cambios en los regímenes laborales durante esta semana. Su aprobación depende del deshielo de una serie de planes de inversión que el fabricante ya venía preparando para los próximos años, pero que quedaron paralizados por la pandemia de coronavirus, como se mencionó anteriormente.

Volkswagen Tarok

Por ejemplo, en el caso de São Bernardo do Campo, responsable de la fabricación de Polo, Virtus, Nivus y Saveiro, tendrá mayor prioridad de cantidades en la fabricación del Polo y exclusividad sobre la producción del actual Saveiro y también de su eventual sucesor.

São José dos Pinhais, que actualmente ensambla T-Cross y Fox, recibiría a Tarok, aunque de todos los proyectos, sólo los restylings del Polo y Voyage, y el reparto de sus producciones entre São Bernardo y Taubaté, están asegurados.

Los dos modelos que tendrían que nacer de cero (la nueva generación de Gol y la camioneta Tarok) todavía siguen en estudio y dependen del grado de éxito del plan de reestructuración de la empresa.

Galería de imágenes

Comentarios

Más en