martes 15 de junio de 2021
NOVEDADES | 04-06-2021 13:26

Baterías verticales: ¿la solución para los autos eléctricos?

Es una tecnología diseñada por una empresa británica. Aseguran que presenta beneficios de costo pero también que son más eficientes que las tradicionales.

Los autos eléctricos avanzan a pasos agigantados pero lo hacen recorriendo un camino que no está del todo libre de inconvenientes. Efectivamente, las empresas que se dedican al desarrollo de este tipo de modelos invierten miles de millones en investigación para resolver los problemas que les presenta la electromovilidad. Lo mismo sucede con los proveedores de las terminales, compañías que, en muchos casos, son las que encuentran las soluciones a las que las automotrices no logran llegar.

Baterías verticales: ¿la solución para los autos eléctricos?

Ahora, una noticia en ese sentido llega desde Gran Bretaña. La empresa Page-Roberts presentó una idea que podría ser la solución para algunos de los puntos flacos de los autos eléctricos y que, obviamente, tiene que ver con las baterías.

Se trata de cambiar la ubicación y orientación del paquete de acumuladores posicionándolo en forma vertical dentro del habitáculo, entre ambas filas de asientos, solución que, aseguran, podría lograr un ahorro de hasta un 30 por ciento de energía comparando con un modelo de similares características con las baterías instaladas debajo del piso.

Baterías verticales: ¿la solución para los autos eléctricos?

Por supuesto, instalar las baterías en esa nueva posición no es gratis. La solución propuesta por la start-up inglesa podría obligar a modificar la distancia entre ejes y sumaría complejidad en el desarrollo de la estructura.

Además, esta disposición de las baterías podría hacer que la practicidad del interior se vea limitada, ya que los acumuladores se interponen como una barrera física entre los pasajeros de la filas delantera y trasera, podría generar una altura de los asientos menor y una distancia entre ejes más corta, por lo que solo sería viable en autos eléctricos deportivos y urbanos.

No obstante, los especialistas de Page-Roberts aseguran que esta solución podría mejorar el diseño del auto (no haría falta elevar la carrocería para incorporar las baterías en el piso), hacer más agradable la experiencia del usuario y reducir el costo de fabricación en hasta un 36 por ciento, porque las baterías podrían ser más compactas u ofrecer mayor capacidad.

 

 

 

Galería de imágenes

Comentarios

Más en