Revista Parabrisas

G Plus

Twitter

Facebook

Instagram

Manejo Preventivo

12/09/2018

¿Por qué son peligrosas las luces de xenón trucho?

Una enorme cantidad de vehículos cuentan con este tipo de iluminación, que empeora las pobres condiciones de seguridad vial de nuestros caminos.

Según cifras oficiales de CESVI Argentina el 13,1 por ciento de los vehículos que circulan en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires utilizan el conocido xenón “trucho”. En tanto el 83,3 por ciento utiliza faros halógenos convencionales y tan solo un pequeño 3,6 por ciento utiliza faros de xenón de fábrica. 

Estos números son sumamente preocupantes, pero la situación es aún más grave en provincia de Buenos Aires, donde un 33,7 por ciento de los vehículos utiliza este peligroso sistema. 

 Pero, ¿cuál es el problemas con este tipo de iluminación? 

Fundamentalmente, el encandilamiento, tanto de frente como mediante espejos. Al momento de manejar dependemos de forma exclusiva de nuestros ojos. Un instante sin visión puede producir un siniestro grave. 

Para tomar conciencia del peligro que representa esta situación, podemos decir que luego de que el ojo humano es encandilado, tarda cincuenta segundos para que sus funciones retornen a la completa normalidad. 

Cincuenta segundos a 120 km/h implica recorrer 1.666 metros, en los que el conductor no está en condiciones óptimas de manejo. 

Mira también: ¿Es seguro “chipear” el motor de nuestro auto?

Increíblemente, sumar todo este riesgo a la conducción de nuestro vehículo sale mucho dinero. 

Un kit básico puede costar alrededor de mil pesos, en tanto encontramos otras posibilidades que pueden ascender hasta valores cercanos a los cinco mil pesos. 

Aparte, una vez que se coloca este sistema de iluminación se pierde la garantía del fabricante, ya que se modifica el circuito eléctrico del auto incorporando un nuevo elemento de consumo el cual no estaba dentro del dimensionado original.   

 ¿Ignorancia o inconsciencia? 

La realidad es que la utilización de estos elementos esta únicamente acoplada con la ignorancia. Esta afirmación la basamos en que nadie en su sano juicio quiere tener un accidente de tránsito. 

Por eso remarcamos: aunque el xenón no original tenga mayor poder lumínico, no significa bajo ningún punto de vista que sea más seguro.

Esta asociación es clásica y resulta argumento de venta en muchísimas situaciones. No se deje convencer por anuncios falsos, mantenga los parámetros originales de su auto. 

Mira también: ¿Es seguro comprar neumáticos usados?

De hecho, en el DECRETO 779/95 ANEXO I, sección B.3.5.1. se establece que: “cada dispositivo de iluminación o de señalización debe utilizar el tipo de lámpara conforme a las indicaciones del fabricante del dispositivo o del vehículo”.

Lo que confirma la condición de ilegal que tiene este accesorio after market. 

Además, la instalación de este tipo de iluminación puede provocar daños en la óptica original, por la alta temperatura que el sistema produce. Esto obligará al usuario, luego de un tiempo de utilización, a cambiar la óptica completa, tarea que resulta claramente poco económica. 

Para concluir, podemos decir que la mejor forma de combatir esta tendencia, es la promoción de la educación vial. El énfasis en este aspecto es la base para tener una sociedad más segura. 

Archivado en: , , , , , ,

 

 

4 pensamientos en “¿Por qué son peligrosas las luces de xenón trucho?”

  1. Hola Luis,

    Las autoridades están al tanto, de eso no hay duda. El problema es que nadie controla nada. Mirá este ejemplo. Hace algunos años en Parabrisas teníamos un cliente que vendía este tipo de luces, publicidad que fue criticada por el INTI (Instituto Nacional de Tecnología Industrial), el ente que se ocupa de homologar los vehículos. Desde estas páginas hemos criticado la utilización de estas luces que, como decís, son muy peligrosas, del mismo modo que también criticamos a quienes circulan con las luces antiniebla encendidas cuando no es necesario, a quienes circulan solo con las luces de posición de noche, a los que estacionan en las ochavas o tapan las rampas para discapacitados; a los que circulan por la banquina, a los que no respetan las indicaciones (por ejemplo, no doblar a la izquierda en el cruce de dos avenidas)… En fin criticamos todo eso y muchas cosas más, pero con eso no alcanza. Hay una clara inoperancia por parte de los funcionarios policiales y de los agentes de Tránsito: no hacen su trabajo y los que lo hacen lo hacen mal. Estamos cansados de ver automovilistas que hacen literalmente “lo que quieren” en las narices de las autoridades, funcionarios policiales o de Tránsito que miran para otro lado, que no son capaces siquiera de hacer sonar el silbato ya no para multar, sino para advertir. Este tipo de empleados del estado (deben prestarnos su servicio de manera eficiente) demuestra una falta total de compromiso con la tarea para la que fueron contratados y por consiguiente de sus superiores en toda la cadena de mando. Es, evidentemente, un “sálvese quien pueda”. Una pena, porque, por lo visto, nadie vendrá a solucionarlo.

    Saludos.

  2. He escrito a la Agencia Nacional de Seguridad Vial hace más de un año sobre este tema y sigo sin respuesta. Escribí a la ONG luchemos por la vida y me dijeron que se ocuparían del tema. Estoy esperando que los órganos de control multen a quienes utilizan estas antireglamentarias e ilegales luces por atentar contra la seguridad vial. He dejado de viajar de noche por los frecuentes encandilamientos por estas luces y los listones LED. Sería importante que este tema estado público a traves de la TV PARA QUE LOS FUNCIONARIOS SE PONGAN LAS PILAS.Gracias

  3. Pasan la VTV? Porque no podría haber un 33,7% en Provincia de vehículos en condiciones irregulares con el filtro de la verificación

  4. al margen de todo, nada es peor que la nueva generacion de Led.
    Cuanto mas ordinario el auto y optica, parecciera haber mayor ensañamiento en su uso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *